Crecimiento Personal

Sanar – «Heal» El documental4 minutos de lectura

Hace unos días vi el título de un film que promocionaban en redes sociales: “Heal” (“curar” en español) un film que puedes ver en Netflix (click aquí para acceder) y que fue realizado en memoria a Louise Hay y al Dr. Wayne Dyer.

Descubrí que tiene mucho y todo que ver con el objetivo de esta web: aprender a disfrutar cada aspecto de tu vida, ser agradecido y por sobre todas las cosas, hacer que ello te sane tanto física como espiritualmente.

Aprenderás que tu salud física está muy ligada a tus pensamientos, creencias, convicciones… y que de ellos dependerá tu bienestar o tu mal-estar.

“Heal” es un film realmente maravilloso y muy movilizante con el cual me sentí muy identificada con los testimonios e historias de sanación contados en primera persona.

Es una película estilo documental, relatado por médicos, investigadores y pacientes que han experimentado la sanación a través de métodos no convencionales.

¿Por qué nos enfermamos?

Photo by Asdrubal luna on Unsplash

Uno de los temas principales de esta película es el origen de la mayoría de las enfermedades actuales: el estrés.

Explicado por diferentes especialistas e investigadores a lo largo de toda la película podemos ir tomando consciencia de cómo influyen en nuestra salud nuestros pensamientos y creencias.

Hábitos que tenemos incorporados y que practicamos a diario, como por ejemplo, despertarnos con las noticias, mails laborales y preocupaciones que conforman nuestro «alimento» cotidiano.

Actuamos a través del miedo, reprimimos nuestras emociones y eso, en muchísimos casos, nos trae enfermedades crónicas que a su vez nos convierten en esclavos de medicinas que deberemos ingerir de por vida.

¿Qué pasaría entonces si cambiáramos esos hábitos no sólo por alimento y ejercicio saludables sino también por pensamientos y creencias positivas? ¿Nos seguiríamos enfermando?

En mi primer post “Disfruta tu trabajo” hablo precisamente de esta «vuelta de tuerca»: podemos estar en un trabajo que no es el soñado y aún así disfrutarlo. Cambiar el modo de ver el mundo, quitarnos las “etiquetas” sociales, crear el propio y quizás, de ese modo encontremos el trabajo de nuestros sueños.

Y este es sólo un ejemplo. Muchas cosas pueden frustarnos, el tema es qué hacemos con esa frustración.

Cómo conecto con mis emociones

¿Cómo sanamos?

Photo by Jon Flobrant on Unsplash

En este film podrás encontrar varios testimonios de sanación y el camino que han transitado los protagonistas para lograrlo. Quizás resuenes con alguno más que con otro. Lo fundamental es que puedas tomar consciencia y pruebes esta otra perspectiva.

Claro que no tienes por qué creer en todo lo que dicen, sólo mírala atentamente y cuestiona. Así es como encontrarás tus propias respuestas.

En mi caso, al comienzo fui muy escéptica acerca de estos métodos de curación porque, como muchos de nosotros, he crecido en un mundo en donde sólo la medicina occidental tradicional y calificada era la “aceptada” socialmente y la única que podía curarnos.

Entonces un día me pregunté: ¿por qué la gente mentiría acerca de una “curación milagrosa”? ¿en qué o cómo se beneficiarían con ello? ¿por qué alguien querría que no utilice la medicina tradicional?

Ese fue mi punto de inflexión. Donde encontré mis propias respuestas. Tú deberás encontrar las tuyas. Cuestiona lo que ves.

Y es que tienes dos opciones: te mantienes escéptico o cambias la perspectiva y pruebas un modo diferente de curación.

¿Tengo que abandonar la medicina tradicional?

Definitivamente NO.

La medicina ha evolucionado a través del tiempo, hoy es realmente maravillosa y podemos curarnos de enfermedades que era impensado curar en el pasado.

En “Heal” se explica maravillosamente. Hay muchas técnicas de sanación.

Probarás seguramente aquella con la que resuenes. Y de eso se trata.

Hay una relación muy estrecha entre cuerpo-mente-emociones. Ese es nuestro foco, lo cual no implica que dejemos de seguir los consejos médicos.

Cambiar el foco de atención no tiene ningún costo monetario, no tienes nada que perder y en el camino a la sanación pueden pasarte cosas asombrosas. Compruébalo tú mismo.

Cómo vivir en el presente

Recomiendo de corazón que vean esta extraordinaria película de principio a fin. Si te sientes incómodo con algún argumento no pasa nada, recuerda que no tienes que creer todo lo que lees, ves o escuchas. Sólo cuestiona y verifícalo tú mismo.

No tienes nada que perder. Déjate sorprender por lo extraordinario de un cambio de perspectiva.

¿Has visto el film? ¿qué te ha parecido?

noticias

Si quieres ser el primero en recibir las novedades del blog, no te podes perder la oportunidad de suscribirte. Quieres hacerlo ahora?

¿Ya me sigues en las redes?

Deja un comentario

Cerrar menú
error: Content is protected !!